Saltar al contenido

¿Qué es la presión arterial?

Es necesario mantener la presión arterial en valores normales ya que sufrir hipertensión es peligroso. Puede suponer desde malestar a la muerte por infarto

Cuando hablamos de presión o tensión arterial nos referimos a la fuerza con la que la sangre empuja las
paredes de las arterias al recorrerlas. Esta fuerza dependerá del corazón, que es el que manda la
sangre hacia las arterias. Y es que el corazón al latir está bombeando la sangre y, por tanto, ese
momento será el punto más alto de tensión. El punto más bajo de presión, por su parte, será entre
latidos cuando el corazón está en reposo. Son dos situaciones que se van alternando y, por eso, al
medir la tensión siempre el resultado son dos números: la presión alta y la presión baja.

¿Qué es la hipertensión?

Los valores normales de presión son 120 mm de Hg en la presión arterial máxima o sistólica y 80 mm
de Hg en la presión arterial mínima o diastólica. Lo veremos expresado de forma usual como 12 (alta)
y 8 (baja). Cualquier medición de la que resulten valores iguales o mayores de 14 (alta) y 9 (baja)
serán considerados como hipertensión.
Es decir, la hipertensión se da cuando la sangre ejerce demasiada fuerza sobre las arterias, aspecto
que conlleva graves inconvenientes para la salud.

¿Cómo se mide la tensión arterial?

El tensiómetro dispone de una cinta para ajustar al brazo y una pantalla donde aparecerán
directamente los valores de tensión. Esto te permite medirte la tensión tú mismo en cualquier lugar,
además de llevar un seguimiento mucho más detallado.
Es importante realizarse mediciones periódicas, ya que muchos casos de hipertensión se detectan
en el estudio de otras patologías.

Causas de la hipertensión 

En prácticamente la totalidad de los casos, la tensión alta se debe a malos hábitos y a factores
externos. Es decir, el origen de la presión alta es el consumo excesivo de sal, de café o situaciones
de estrés y obesidad. Por otro lado, apenas un 5 % de los afectados lo son como consecuencia de
factores internos, como hereditarios, problemas hormonales o renales.

¿Qué síntomas tiene la hipertensión?

La tensión alta presenta síntomas que podríamos confundir con otras enfermedades o con un
malestar espontaneo. Conocerlos te ayudará a detectarla de manera más sencilla:

Es necesario mantener la presión arterial en valores normales ya que sufrir hipertensión es peligroso. Puede
suponer desde malestar a la muerte por infarto

Es necesario mantener la presión arterial en valores normales ya que sufrir hipertensión es peligroso. Puede
suponer desde malestar a la muerte por infarto
  • Dolores de cabeza: aparecen de forma espontánea sin ningún otro origen.
  • Hemorragias nasales: los vasos más frágiles sufren roturas y, en ocasiones, aparecen estos
    sangrados.
  • Mareos, vómitos o nauseas.
  • Sensación de ahogo o palpitaciones en el cuerpo incluso en reposo.

¿Por qué es peligroso para la salud tener la presión arterial alta? 

Supone una sobrecarga para todo el organismo pero especialmente para el corazón.

Tener hipertensión te predispone a sufrir enfermedades cardiovasculares, como infartos, que pueden
hacer peligrar tu vida. De ahí la importancia de tener el diagnóstico adecuado para lograr controlarla
lo antes posible.

El tratamiento de la hipertensión 

Consiste en cambios en tus hábitos de vida como mejorar la alimentación, aumentar el ejercicio y abandonar hábitos como el tabaquismo o el consumo de
alcohol. Cuando te has tomado en serio los cambios y aun así no consigues reducir la presión
arterial, puede que tu médico considere recetarte medicación. Esta medicación deberá combinarse con las nuevas costumbres saludables.